♦Oraciones

 

♦Meditaciones y Reflexiones:

La sed de Jesús

Encuentro de la sed de Jesús con Madre Teresa a través de su intersección.

"Jesús es Dios, por lo tanto Su Amor y Su Sed son infinitos.

El, Creador del universo, pidió el amor de sus criaturas.

Tiene sed de nuestro amor.... Estas palabras:

"Tengo sed"

¿Tienen un eco en nuestra alma?"

(Santa Madre Teresa de Calcuta)

 

♦Introducción

♦ Oración para ser rezada cada día:

♦Part 1

♦Part 2

♦Part 3

♦Part 4

♦Part 5

♦Part 6

♦Listen to St. Teresa of Calcutta

 

 

Introducción

 

“La sed de Jesús crucificado se convirtió en la propia sed de Madre Teresa y su camino de santidad.” (Juan Pablo II 19-10-2003)

 

El 5 de Septiembre celebraremos el 10 aniversario del regreso de Madre teresa a la casa de Dios. Su funeral reunió gente de todos los niveles de la sociedad y de todas partes del mundo, ella cruzó las fronteras de las diferencias de religión y etnia. Todos fueron atraídos por la luz del amor que su misma vida y acciones irradiaban. “Viajando sin cansarse por las calles del mundo entero, Madre Teresa marcó verdaderamente la historia de nuestro siglo.”

  (Juan Pablo II 06-09-1997)

 

Pero cuál era la fuerza que impulsaba todo su trabajo, cuál era su secreto? En su Beatificación el Papa Juan Pablo II nos decía El grito de Jesús en la cruz, "tengo sed" (Jn 19, 28), expresa que la profundidad del anhelo de Dios por el hombre, penetró en el alma de madre Teresa y encontró un terreno fértil en su corazón. Saciar la sed de amor y de almas de Jesús en unión con María, la madre de Jesús, se convirtió en el único objetivo de la existencia de la madre Teresa, y en la fuerza interior que la impulsaba y la hacía superarse a sí misma e "ir deprisa" a través del mundo para trabajar por la salvación y la santificación de los más pobres de entre los pobres.

 

“En la apariencia de el afligido , ella reconocía a ese Jesús que en lo alto de la Cruz grita  “Tengo sed”. Y con generosa dedicación ella atendía este grito de los labios y de el corazón de el moribundo, de los pequeños abandonados, de los hombres y mujeres atribulados por el peso del sufrimiento y de soledad”… Juan Pablo II  en la Homilía de la Misa de Beatificación) en estas cuantas líneas encontramos la llave de el dinamismo de su relación con Jesús: El grito de Jesús en la Cruz , “Tengo Sed” y su deseo de saciar Su sed.

El 10 Septiembre es aniversario del encuentro místico de Madre Teresa con Jesús, conociéndose mas tarde dentro de la familia religiosa que ella fundó como el “Día de la Inspiración”.

 

El 10 de Septiembre de 1946 Madre Teresa , quien en ese entonces era una monja de Loreto, iba en tren rumbo Darjeelin  a su retiro anual. De una manera profunda ella experimentó la des de Jesús de amor  y de almas, y escuchó el llamado de el Señor para dejar la orden  de Loreto  y dedicar su vida a el servicio de los mas pobres de los pobres.  En los 10 meses posteriores a través de visiones interiores y locuciones, Jesús le reveló  Su dolor por el abandono de los pobres y la ignorancia hacia  El.  Nuestro Señor  la urgía

“Ven se mi luz” El la llamaba  a “Radiar Su amor en las almas”

 

En este próximo mes, en preparación por el aniversario de la inspiración de Madre Teresa, permitamos que sea una ocasión para cada uno de nosotros para encontrar la sed de Jesús crucificado en las profundidades de nuestros corazones.

 

Que podamos decir, como San Juan, hemos conocido el amor que Dios nos tiene ( 1 Jn 4,16) para que podamos vivir de acuerdo a esta fe en el amor infinito y nunca cambiante de Dios, un amor que existe independientemente de nuestros sentimientos.

 

“La fe, que hace tomar conciencia del amor de Dios revelado en el corazón traspasado de Jesús en la cruz, suscita a su vez el amor. El amor es una luz —en el fondo la única— que ilumina constantemente a un mundo oscuro y nos da la fuerza para vivir y actuar. El amor es posible, y nosotros podemos ponerlo en práctica porque hemos sido creados a imagen de Dios. Vivir el amor y, así, llevar la luz de Dios al mundo…” (Carta Encًíclica Deus Caritas Est  Enero 25, 2006 Papa Benedicto XVI )- Esta es la invitación que Madre Teresa nos extiende.

 

Las siguientes meditaciones nos invitan a entrar de una manera mas profunda a  el misterio de la sed de Jesús y a como saciar esa sed de acuerdo a el ejemplo de Madre Teresa, y así iluminar a el mundo con Su amor.

Que por intersección de Madre Teresa, puedan responder al grito de Jesús en la cruz, Su grito de sed por TI, Su grito de sed por el amor de cada ser humano.

 

 

♦Oración para ser rezada cada día:

Saint Teresa of Calcutta, you allowed the thirsting love of Jesus on the Cross to become a living flame within you, .....

 

 

 

Text © Mother Teresa Center of the Missionaries of Charity

 

 

 

Mother Teresa Center

3835 National Avenue

San Diego, CA 92113

USA

-------------------------------------------------

mtc@motherteresa.org

www.motherteresacenter.org

 

♦Italiano   ♦English   ♦Español   ♦Français   ♦Português   ♦Deutsch  ♦中文

 

Mother Teresa Center

3835 National Avenue

San Diego, CA 92113

USA

-------------------------------------------------

mtc@motherteresa.org

www.motherteresacenter.org

 

♦Italiano   ♦English   ♦Español   ♦Français   ♦Português   ♦Deutsch  ♦中文