Santa María Faustina Kowalska


Elena Kowalska, nació en Glogowiec en 1905, cerca de Cracovia, en Polonia. Unas pocas semanas antes de su vigésimo cumpleaños, entró a la Congregación de las Hermanas de Nuestra Señora de Misericordia, adoptando el nombre María Faustina. En 1928 tomó los votos definitivos como monja.

El comienzo de la devoción a la Divina Misericordia

El 22 de Febrero de 1931, tuvo una visión de Jesús en el pueblo de Plock, Polonia. Sor Faustina relata en su diario lo que Nuestro Señor le dijo de esta manera:

"Pinte una imagen de acuerdo a esta visión, con las palabras 'Jesús, en Vos confío' Yo deseo que esta imagen sea venerada, primero en tu capilla y luego en el mundo entero."

"Yo prometo que, el alma que venere esta imagen, no perecerá. También prometo victoria sobre sus enemigos aquí en la tierra, especialmente a la hora de la muerte. Yo mismo la defenderé con mi propia Gloria."

"Los dos rayos indican Agua y Sangre. El rayo pálido significa el Agua que hace las almas justas. El rayo rojo significa la Sangre que es la vida de las almas."

"Estos dos rayos salieron de las profundidades de Mi tierna Misericordia, cuando Mi corazón agonizado fue abierto por la lanza en la Cruz."

A partir de 1931, Faustina, tuvo una serie de revelaciones de Jesús. Todas ellas las escribió en su diario de más de 600 páginas. Durante casi 20 años, estuvo prohibida la devoción a la Divina Misericordia. Desde el 15 de abril de 1978, la Santa Sede permitió la práctica de esta devoción.

Sor Faustina murió de tuberculosis, el 5 de octubre de 1938, en Cracovia. Sus restos mortales yacen en la capilla del convento bajo la milagrosa imagen de la Divina Misericordia, fue beatificada el 18 de abril de 1993 y canonizada el 30 de abril del 2000 por S. S. Juan Pablo II.

Extractos de los Mensajes de Nuestro Señor, según algunos extractos del diario de Santa Faustina

Sobre la Imagen.
"Ofrezco a los hombres la vasija con la que han de seguir viniendo a la fuente de la misericordia para recoger las gracias. Esa vasija es esta imagen con la firma: Jesús, en Vos confío"

Sobre la Coronilla.
"Alienta a las personas a recitar la Coronilla que te he dado... Quien la recite, recibirá gran misericordia a su hora de la muerte. Los sacerdotes la recomendaran a los pecadores como su último refugio de salvación. Aún si el pecador mas empedernido recite esta Coronilla al menos una vez, recibirá la gracia de Mi infinita Misericordia. Deseo conceder gracias inimaginables a aquellos que confían en Mi Misericordia."

"Escribe que cuando reciten esta Coronilla en presencia del moribundo, Yo me pondré entre mi Padre y el, no como Justo Juez sino como Salvador Misericordioso."

Sobre la Festividad.
"Yo quiero que esta imagen sea solemnemente bendecida el primer domingo después de Pascua; ese domingo ha de ser la Fiesta de Mi Misericordia."

"En aquel día están abiertas las entrañas de Mi Misericordia. Derramaré un mar entero de gracias sobre las almas que se acercan al manantial de Mi misericordia; el alma que se confiese [dentro de ocho días antes o después] y comulgue [el mismo día] obtendrá la remisión total de culpas y castigos"

La Hora de la Misericordia (Las Tres de la Tarde)
"Te recuerdo, hija mía, que tan pronto como suene el reloj a las tres de la tarde, te sumerjas completamente en mi Misericordia, adorándola y glorificándola; invoca su omnipotencia para todo el mundo, y particularmente para los pobres pecadores; porque en ese momento la Misericordia se abrió ampliamente para cada alma."

"A la hora de las tres imploren Mi misericordia, especialmente por los pecadores; y aunque sea por un brevísimo momento, sumérgete en Mi Pasión, especialmente en Mi desamparo en momento de agonía. Esta es la hora de gran misericordia para el mundo entero. Te permitiré entrar dentro de Mi tristeza mortal. En esta hora, no le rehusare nada al alma que me lo pida por los méritos de Mi Pasión."

Sobre la Novena.
"Deseo que durante esos nueve días traigas almas a la fuente de Mi misericordia, que de allí podrán tomar fuerza y consuelo y cualquier gracia que necesiten en las adversidades de la vida, especialmente en la hora de la muerte."

Saint Maria Faustina Kowalska

Saint Sister Maria Faustina Kowalska
(1905-1938)

O my Jesus, each of Your saints reflects one of Your virtues; I desire to reflect Your compas-sionate heart, full of mercy; I want to glorify it. Let Your mercy, O Jesus, be impressed upon my heart and soul like a seal, and this will be my badge in this and the future life.

(Diary 1242)

 

LAS ORACIONES DE SANTA FAUSTINA

“Amor eterno, llama pura, arde incesantemente en mi corazón y diviniza todo mi ser según Tu eterno designio por el cual me has llamado a la existencia y a participar en Tu eterna felicidad” (Diario, 1523).

“Oh Dios misericordioso que no nos desprecias sino que continuamente nos colmas de tus gracias, nos haces dignos de Tu reino y en Tu bondad llenas con los hombres los lugares abandonados por los ángeles ingratos. Oh Dios de gran misericordia que has apartado Tu santa vista de los ángeles rebeldes dirigiéndola al hombre arrepentido, sea honor y gloria a Tu misericordia insondable” (Diario, 1339).

“Oh Jesús, tendido sobre la cruz, Te ruego, concédeme la gracia de cumplir fielmente con la santísima voluntad de Tu Padre, en todas las cosas siempre y en todo lugar. Y cuando esta voluntad de Dios me parezca pesada y difícil de cumplir, es entonces que Te ruego, Jesús, que de Tus heridas fluyan sobre mí fuerza y fortaleza y que mis labios repitan: Hágase Tu voluntad, Señor... Compasivísmo Jesús, concédeme la gracia de olvidarme de mi misma para que pueda vivir totalmente por las almas, ayudándote en la obra de salvación, según la santísima voluntad de Tu Padre...” (Diario, 1265).

“Oh Señor, Deseo transformarme toda en Tu misericordia y ser un vivo reflejo de Ti. Que este más grande atributo de Dios, es decir su insondable misericordia, pase a través de mi corazón al prójimo. Ayúdame, oh Señor, a que mis ojos sean misiricordiosos, para que yo jamás recele o juzgue según las apariencias, sino que busque lo bello en el alma de mi prójimo y acuda a ayudarla.
Ayúdame, oh Señor, a que mis oídos sean misericordiosos para que tome en cuenta las necesidades de mi prójimo y no sea indiferente a sus penas y gemidos.
Ayúdame, oh Señor, a que mi lengua sea misericordiosa para que jamás hable negativamente de mis prójimos sino que tenga una palabra de consuelo y perdón para todos.
Ayúdame, oh Señor,a que mis manos sean misericordiosas y llenas de buenas obras para que sepa hacer sólo el bien a mi prójimo y cargue sobre mí las tareas más difíciles y más penosas.
Ayúdame, oh Señor, a que mis pies sean misericordiosos para que siempre me apresure a socorrer a mi prójimo, dominando mi propia fatiga y mi cansancio. (...)
Ayúdame, oh Señor, a que mi corazón sea misericordioso para que yo sienta todos los sufrimientos de mi prójimo (...)
Que Tu misericordia, oh Señor mío, repose dentro de mí”
(Diario, 163).

“Oh, Rey de Misericordia, guía mi alma...” (Diario, 3).

“Que cada latido de mi corazón sea un himno nuevo de agradecimiento a Ti, oh Dios. Que cada gota de mi sangre circule para Ti, Señor. Mi alma es todo un himno de adoración a Tu misericordia. Te amo, Dios, por ser Tú Mismo” (Diario, 1794).

“Oh Jesús, deseo vivir del momento actual, vivir como si este día fuera el último de mi vida: aprovechar con celo cada momento para la mayor gloria de Dios, disfrutar de cada circunstancia de modo que el alma saque provecho. Mirar todo desde el punto de vista de que sin la voluntad de Dios no sucede nada. Oh Dios de insondable misericordia, abraza el mundo entero y derrámate sobre nosotros a través del piadoso Corazón de Jesús” (Diario, 1183).

“Oh Dios de gran misericordia, bondad infinita, hoy toda la humanidad clama, desde el abismo de su miseria, a Tu misericordia, a Tu compasión, oh Dios; y grita con la potente voz de la miseria. Dios indulgente, no rechaces la oración de los desterrados de esta tierra. Oh Señor, bondad inconcebible que conoces perfectamente nuestra miseria y sabes que por nuestras propias fuerzas no podemos ascender hasta Ti, Te imploramos, anticípanos Tu gracia y multiplica incesantemente Tu misericordia en nosotros para que cumplamos fielmente Tu santa voluntad a lo largo de nuestras vidas y a la hora de la muerte. Que la omnipotencia de Tu misericordia nos proteja de las flechas de los enemigos de nuestra salvación, para que con confianza, como Tus hijos, esperemos Tu última venida...” (Diario, 1570).

LETANÍA A LA DIVINA MISERICORDIA

“El Amor de Dios es la flor y la Misericordia es el fruto.

Que el alma que duda lea estas consideraciones sobre la Divina Misericordia y se haga confiada
Misericordia Divina, que brota del seno del Padre - en Ti confío
Misericordia Divina, supremo atributo de Dios - en Ti confío
Misericordia Divina, misterio incomprensible - en Ti confío
Misericordia Divina, fuente que brota del misterio de la Santísima Trinidad - en Ti confío
Misericordia Divina, insondable para todo entendimiento humano o angélico - en Ti confío
Misericordia Divina, de donde brotan toda vida y felicidad - en Ti confío
Misericordia Divina, más sublime que los cielos - en Ti confío
Misericordia Divina, fuente de milagros y maravillas - en Ti confío
Misericordia Divina, que abarca todo el universo - en Ti confío
Misericordia Divina, que baja al mundo en la Persona del Verbo Encarnado - en Ti confío
Misericordia Divina, que manó de la herida abierta del Corazón de Jesús - en Ti confío
Misericordia Divina, encerrada en el Corazón de Jesús para nosotros y especialmente para los pecadores - en Ti confío
Misericordia Divina, impenetrable en la institutión de la Sagrada Hostia - en Ti confío
Misericordia Divina, el la institución de la Santa Iglesia - en Ti confío
Misericordia Divina, en el sacramento del Santo Bautismo - en Ti confío
Misericordia Divina, en nuestra justificación por Jesucristo - en Ti confío
Misericordia Divina, que nos acompaña durante toda la vida - en Ti confío
Misericordia Divina, que nos abraza especialmente a la hora de la muerte - en Ti confío
Misericordia Divina, que nos otorga la vida inmortal - en Ti confío
Misericordia Divina, que nos acompaña en cada momento de nuestra vida - en Ti confío
Misericordia Divina, que nos protege del fuego infernal - en Ti confío
Misericordia Divina, en la conversión de los pecadores empedernidos - en Ti confío
Misericordia Divina, asombro para los ángeles, incomprensible para los Santos - en Ti confío
Misericordia Divina, insondable en todos los misterios de Dios - en Ti confío
Misericordia Divina, que nos rescata de toda miseria - en Ti confío
Misericordia Divina, fuente de nuestra felicidad y deleite - en Ti confío
Misericordia Divina, que de la nada nos llamó a la existencia - en Ti confío
Misericordia Divina,que abarca todas las obras de sus manos - en Ti confío
Misericordia Divina, corona de todas las obras de Dios - en Ti confío
Misericordia Divina, en la que estamos todos sumergidos - en Ti confío
Misericordia Divina, dulce consuelo para los corazones angustiados - en Ti confío
Misericordia Divina, única esperanza de las almas desesperadas - en Ti confío
Misericordia Divina, remanso de corazones, paz ante el temor - en Ti confío
Misericordia Divina, gozo y éxtasis de las almas santas - en Ti confío
Misericordia Divina, que infunde esperanza, perdida ya toda esperanza - en Ti confío

Oh Dios Eterno, en quien la misericordia es infinita y el tesoro de compasión inagotable, vuelve a nosotros Tu mirada bondadosa y aumenta Tu misericordia en nosotros, para que en momentos difíciles no nos desesperemos ni nos desalentemos, sino que, con gran confianza, nos sometamos a Tu santa voluntad, que es el Amor y la Misericordia Mismos” (Diario, 949).

 

 

EL MENSAJE DE LA DIVINA MISERICORDIA

A Santa Faustina, infinitamente confiada en Dios, monja polaca de la Congregación de la Madre de Dios de Misericordia, el Señor Jesús le confió una gran misión: llevar el mensaje de misericordia a todo el mundo. Su vocación era la de comunicar las nuevas oraciones y oficios de la misericordia Divina. Ellos han de recordar al hombre la olvidada verdad de la fé sobre el amor misericordioso de Dios a cada ser humano. En el mensaje transmitido, Dios misericordioso se revela en Jesucristo Salvador. Como el Padre de amor y misericordia, especialmente para los infelices, perdidos y pecadores.

Saint Sister Maria Faustina Kowalska
(1905-1938)

Santa María Faustina Kowalska
(1905 - 1938)

"Eres la secretaria de mi misericordia ..." Diario, 1605).

""(...) tu misión es la de escribir todo lo que te hago conocer sobre Mi misericordia para el provecho de aquellos que leyendo estos escritos, encontrarán en sus almas consuelo y adquirirán valor para acercarse a Mí" ((Diario, 1693).

"DESEO QUE EL MUNDO ENTERO CONOZCA MI MISERICORDIA"(Diario, 687).

"Hoy te envío a ti a toda la humanidad con Mi misericordia. No quiero castigar a la humanidad doliente, sino que deseo sanarla, abrazarla con Mi Corazón misericordioso (...) Antes del día de la justicia envío el día de la misericordia" (Diario, 1588).

El Salvador desea que el mundo entero conozca nuevas formas del culto a la Divina Misericordia. También las concretas promesas que serán cumplidas bajo la condición de nuestra confianza en la bondad de Dios y la misericordia para el prójimo.

"He abierto Mi Corazón como una Fuente viva de Misericordia. Que todas las almas tomen vida de ella. Que se acerquen con gran confianza a este mar de misericordia. Los pecadores obtendrán la justificación y los justos serán fortalecidos en el bien " (Diario, 1520).

"...Tanto el pecador como el justo necesitan Mi misericordia.
La conversión y la perseverancia son las gracias de Mi misericordia
"
(Diario, 1577).

"Las gracias de Mi misericordia se toman con un solo recipiente y éste es la confianza. Cuanto más confíe un alma, tanto más recibirá"(Diario, 1578).

“Secretaria de Mi más, profundo misterio, has de saber que estás en confidencia exclusiva Conmigo; tu misión es la de escribir todo lo que te hago conocer sobre Mi misericordia para el provecho de aquellos que leyendo estos escritos, encontrarán en sus almas consuelo y adquirirán valor para acercarse a Mí. Así, pues deseo
que todos los momentos libres los dediques a escribir”
(Diario, 1693).

“A través de ti, como a través de esta Hostia, los rayos de la misericordia pasarán
al mundo”
(Diario, 441).

“Mi Corazón está colmado de gran misericordia para las almas (...) Oh, si pudieran comprender que Yo soy para ellas el mejor Padre, que para ellas de Mi Corazón ha brotado Sangre y Agua como de una fuente desbordante de misericordia; para ellas vivo en el tabernáculo; como Rey de Misericordia deseo colmar las almas de gracias, pero no quieren aceptarlas (...)  Oh, qué grande es la indiferencia de las almas por tanta bondad, por tantas pruebas de amor (...)  Tienen tiempo para todo, solamente no tienen tiempo para venir a Mí a tomar las gracias” (Diario, 367).

“Oh infelices que no disfrutan de este milagro de la Divina Misericordia; lo pedirán
en vano cuando sea demasiado tarde”
(Diario, 1448).

“Di a los pecadores que ninguno escapará de Mis manos. Si huyen de Mi Corazón misericordioso, caerán en Mis manos justas. Di a los pecadores que siempre los espero, escucho atentamente el latir de sus corazones [para saber] cuándo latirán para Mí. Escribe que les hablo a través de los remordimientos de conciencia, a través de los fracasos y los sufrimientos, a través de las tormentas y los rayos, hablo con la voz de la Iglesia y si frustran todas Mis gracias, Me molesto con ellos dejándoles a sí mismos y les doy lo que desean” (Diario, 1728).

“Dios nunca violenta nuestro libre albedrío. De nosotros depende si queremos recibir
la gracia de Dios o no; si vamos a colaborar con ella o la malgastamos”
(Diario, 1107).

The DIARY of St. Faustina, written in the form of a journal, records the last four years of her life. It reveals the depths of her spiritual life and illustrates the picture of the high degree of her soul’s union with God. The Lord endowed St. Faustina with great graces: the gift of contemplation, a deep knowledge of the mystery of the mercy of God, visions, revelations, the hidden stigmata,
the gift of prophecy and of reading into human souls, and also the rare gift of mystical espousal (Diary Introduction, p. 10, Polish Edition).

 

 

 

 

 

Beginning
Santa Faustina Kowalska. ..... . Antecedentes . . . .. . La Imagen a la Divina Misericordia ................................... . . .. ................................. La Fiesta del la Divina Misericordia . ......................Novena a la Divina Misericordia . . .. . . La Coronilla de la Divina Misericordia . . ........... Indulgencias .............................................................. . The Promisses of Jesus. . . .. . . . La Hora de la Misericordia . . ............................... Los Últimos Tiempos . . ......... Audio&Video . . . . . . . . . .............. . . ... Leggi il Diario on-line (In Italien only)