La Coronilla de la Divina Misericordia

La Coronilla de la Divina Misericordia

(El DIARIO de Santa Faustina) VILNIUS, Lituania “Viernes 13 IX 1935.
Por la tarde, estanto yo en mi celda, vi al ángel, ejecutor de la ira de Dios. Tenía una túnica clara, el rostro resplandeciente; una nube debajo de sus pies, de la nube salían rayos y relámpagos e iban a las manos y de su mano salían y alcanzaban la tierra.
Al ver esta señal de la ira divina que ibra a castigar la tierra y especialmente cierto lugar, por justos motivos que no puedo nombrar, empecé a pediar al ángel que se contuvieta por algún tiempo y el mundo haría penitencia. Pero mi súplica era nada comparada con la ira de Dios.
(...) En aquel mismo instante sentí en mi alma la fuerza de la gracia de Jesús que mora en mi alma; al. darme cuenta de esta gracia, en el mismo momento fui raptada delante del trono de Dios.

(...) Me puse a rogar aDios por el mundo con las palabras que oí dentro de mí.
Cuando así rezaba, vi la impotencia del ángel que no podía cumplir el justo castigo que correspondía por los pecados. Nunca antes había rogado con tal potencia interior como entonces. Las palabras con las cuales suplicaba a Dios son las siguientes:
Padre Eterno, Te ofrezco el Cuerpo y la Sangre, el Alma y la Divinidad de Tu Amadísimo Hijo, nuestro Señor Jesucristo, por nuestros prcados y los del mundo entero. Por su dolorosa Pasión, ten misericordia de nosotros.
Al la mañana siguiente, cuando entré en nuestra capilla, oí esta voz interior: Cuantas veces entres en la capilla, reza en seguida esta oración que te enseñé ayer. Cuando recé esta plegaria, oí en el alma estas palabras:
Esta oración es para aplacar Mi ira, la rezarás durante nueve días con un rosario común, de modo siguiente:
primero rezáras una vez ei Padre nuestro y el Ave María y el Credo, después, en la cuentas correspondientes al Padre nuestro, dirás las siguientes palabras: Padre Eterno, Te ofrezco el Cuerpo y la Sangre, el Alma y la Divinidad de Tu Amadísimo Hijo, nuestro Señor Jesucristo, como propiciación de nuestros prcados y los del mundo entero; en las cuentas del Ave María, dirás las siguientes palabrad: Por su dolorosa Pasión, ten misericordia de nosotros y del mundo entero. Para terminal, dirás tres veces estas palabras: Santo Dios, Santo Fuerte, Santo Inmortal, ten piedad de nosotros y del mundo entero” (Diario, 474-476).

Se utiliza un rosario común de cinco decenas.

1. Comenzar con un Padre Nuestro, Avemaría, y Credo.

2. Al comenzar cada decena (cuentas grandes del Padre Nuestro) decir:

"Padre Eterno, te ofrezco el Cuerpo, 
la Sangre, el Alma y la Divinidad 
de Tu Amadísimo Hijo,
Nuestro Señor Jesucristo,
para el perdón de nuestros 
pecados y los del mundo entero."

3. En las cuentas pequeñas del Ave María:

"Por Su dolorosa Pasión,
ten misericordia de nosotros
y del mundo entero."

.....................................4. Al finalizar las cinco decenas de la coronilla se repite tres
veces
:

"Santo Dios, Santo Fuerte, 
Santo Inmortal, ten piedad de 
nosotros y del mundo entero."

Según el diario de Santa María Faustina Kowalska
"Alienta a las personas a decir la Coronilla que te he dado... Quien la recite recibirá gran misericordia a la hora de la muerte. Los sacerdotes la recomendaran a los pecadores como su último refugio de salvación. Aun si el pecador mas empedernido hubiese recitado esta Coronilla al menos una vez, recibirá la gracia de Mi infinita Misericordia. Deseo conceder gracias inimaginables a aquellos que confían en Mi Misericordia." 

"Escribe que cuando digan esta Coronilla en presencia del moribundo, Yo me pondré entre mi Padre y el, no como Justo Juez sino como Misericordioso Salvador."


La casa de Congregación de la Madre de Dios de Misericordia en el que en los años 1933-1936 estuvo tu Santa Faustina. En esta casa Jesús le dictó a ella el rosario de la Misericordia Divina. Vilnius, C/Grybo 29

 

"Oh, qué gracias más grandes concederé a las almas que recen este rosario; las entrañas de Mi misericordia se enternecen por quienes rezan este rosario. Anota estas palabras, hija Mía, habla al mundo de Mi misericordia para que toda la humanidad conozca la infinita misericordia Mía. Es una señal de los últimos tiempos, después de ella vendrá el día de la justicia. Todavía queda tiempo, que recurran, pues, a la Fuente de Mi Misericordia, se beneficien de la Sangre y del Agua que brotó para ellos" Diario, 848).

"Reza incesantemente este rosario que te he enseñado. Quienquiera que lo rece recibirá gran misericordia a la hora de la muerte. Los sacerdotes se lo recomendarán a los pecadores como la última tabla de salvación. Hasta el pecador más empedernido, si reza esta rosario una sola vez, recibirá la gracia de Mi misericordia infinita" (Diario, 687).

 

 

Beginning
Santa Faustina Kowalska. ..... . Antecedentes . . . .. . La Imagen a la Divina Misericordia ................................... . . .. ................................. La Fiesta del la Divina Misericordia . ......................Novena a la Divina Misericordia . . .. . . La Coronilla de la Divina Misericordia . . ........... Indulgencias .............................................................. . The Promisses of Jesus. . . .. . . . La Hora de la Misericordia . . ............................... Los Últimos Tiempos . . ......... Audio&Video . . . . . . . . . .............. . . ... Leggi il Diario on-line (In Italien only)